Una startup, uno de los anglicismos más escuchados hoy en el mundo empresarial, no es más que una empresa que se encuentra en proceso de plena construcción pero que está relacionada con el mundo de la tecnología. Empresas tan conocidas como Facebook, Instagram, Twitter o Google nacieron como startups y ahora son gigantes empresariales, pero también empresas españolas como Privalia, BuyVip o Zinkia Entertainment fueron startups que hoy ingresan millones de euros anuales. ¿Dónde se consigue la financiación para una startup en España?

¿CÓMO CONSEGUIR FINANCIACIÓN PÚBLICA Y PRIVADA PARA UNA STARTUP ESPAÑOLA?

Por norma general, los costes de inversión de una startup son menores que los de las empresas que no están pensadas para el mundo tecnológico pero encuentran más dificultad para financiarse por vías tradicionales ya que el perfil de este tipo de empresas es muy distinto al que los bancos están acostumbrados. Por ello, los emprendedores tecnológicos muchas veces tienen que buscar vías de financiación alternativas para lanzar sus empresas.

Desde Ramón y Asociados os destacamos algunas de las formas de financiación para startups en España, tanto públicas como privadas. No son las únicas, pues cada modelo de negocio puede encontrar su financiación en los lugares más insospechados, pero hemos querido hacer una recopilación de las principales vías para conseguir la inversión necesaria para poner en marcha una startup en territorio nacional.

LA FINANCIACIÓN PÚBLICA DE LAS STARTUPS

  • ENISA (Empresa Nacional de Innovación, SA), es una empresa pública que, desde 1982, participa en la financiación de proyectos empresariales innovadores con el objetivo de fomentar la creación de empresas españolas. Ha concedido más de 3.500 préstamos desde su creación, por un importe total de más de 600 millones de euros y para el ejercicio de 2015, dispone de 113 millones. Entre las startups financiadas por ENISA destacan Buyvip, Zinkia Entertainment o Fast Drinks. Eso sí, exige contar con el apoyo de inversores privados previos al préstamo.
  • CDTI (Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial) es una Entidad Pública Empresarial que promueve el desarrollo tecnológico y la innovación de las empresas españolas, apoyando y financiando proyectos de I+D+i de empresas españolas, con el objetivo de financiar los proyectos y/o de internacionalizar su tecnología.

LA FINANCIACIÓN PRIVADA DE LAS STARTUPS

  • Venture Capital: El venture capital (VC) es un subtipo de capital riesgo que consiste en una operación financiera por la que se invierte en startups que, en su fase de crecimiento, tienen un elevado potencial y un elevado riesgo, convirtiéndose en accionistas de las empresas en las que invierten. Es decir, se financia a empresas con alto potencial de crecimiento pero también con elevado nivel de riesgo a cambio de un porcentaje de la startup. Este riesgo suele implicar que los beneficios puedan ser muy altos y generalmente, los fondos de VC invierten en distintas startups para diversificar así los riesgos. Según un estudio publicado en el Wall Street Journal en septiembre de 2012, tres de cada cuatro startups financiadas por venture capital no consiguen devolver el dinero prestado. Pese a ello, los bajos costes de inversión de levantar una startup y los altos beneficios cuando éstas tienen éxito, hacen que siga siendo rentable financiar este tipo de empresas. Por eso el modelo suele consistir en esa diversificación de riesgos. Al haber invertido en varias startups, se compensarán las pérdidas de unas con las ganancias de las otras. Para acceder a una ronda de capital riesgo, la startup suele tener ya sus primeros usuarios-clientes y tener el producto terminado.
  • Equity Crowdfunding: El crowdfunding es una forma de financiación colectiva que consiste en que, en lugar de un inversor que aporta todo el capital necesario, son muchos los microinversores que aportan cantidades más pequeñas que, sumadas entre ellas, cubren la necesidad de financiación de un proyecto a cambio de recompensas relacionadas con el producto que se está financiando.

    En el caso del equity crowdfunding, las aportaciones de los microinversores suelen ser a cambio de un porcentaje de las acciones de la empresa.

OTRAS ALTERNATIVAS PARA LANZAR UNA STARTUP

En algunas ocasiones, es posible recurrir a la financiación tradicional a la hora de lanzar una startup. Algunos bancos crean servicios específicos de financiación para los emprendedores del sector tecnológico, como es el caso de Bstartup del Banco Sabadell, que en 2014 ha financiado con 32,4 millones de euros un total de 528 startups españolas y el servicio Bstartup 10 en el que caad año se integrará como socio estable en 10 startups tecnológicas para potenciar su internacionalización.

También existen casos de startups que han logrado el éxito sin financiación externa, mediante la alternativa del bootstrapping. El bootstraping hace referencia a empezar algo sin recursos, y en el mundo de los negocios, a emprender una empresa únicamente con los medios que se tienen al alcance, sin financiación de terceros. En este modelo, suele tenerse en cuenta la ‘option pool‘, es decir, reservar un porcentaje de las acciones para los empleados, que trabajan con salarios más bajos a cambio de acciones de la compañía.

A la mayoría de los emprendedores tecnológicos se les recomienda que visiten una incubadora o aceleradora de startups. Son entornos que apoyan y ayudan a las startups con un espacio físico, con algo de infraestructura y con contactos para conseguir la financiación. Las incubadoras de empresas brindan apoyo desde el inicio del proyecto empresarial y las aceleradoras apoyan un proyecto que ya está en marcha.

Si estás pensando en poner en marcha tu startup, ponte en contacto con nosotros en info@ramon-asociados.com o en nuestra página web:

asesoría fiscal en Valencia

asesoría fiscal en Valencia