Consultoría empresarial en Valencia

Como regla general, podemos afirmar que la empresa que no crece, decrece. Pero no siempre es fácil aumentar el tamaño de la misma y no siempre es positivo crecer sin control.

En nuestra consultoría empresarial en Valencia opinamos lo mismo. Se debe tener un plan de actuación para poder progresar de una forma racional.

Es bueno, antes de lanzarse a la “aventura” empresarial, meditar sobre la misma: dónde se quiere ir, cómo, con quién. En esa reflexión, como consultores de empresas, nos gustaría acompañarles.

Desde nuestra consultoría en Valencia, los servicios que se pueden prestar a una empresa, en el área de consultoría de negocios, son muy diversos:

 

Presupuestos, implantación de los mismos así como el control presupuestario

 

 

 

  • Partimos del análisis de la contabilidad, de los ingresos y gastos, de las magnitudes económicas generales, y de las expectativas de la empresa.
  • A partir de ello, desde nuestra consultoría empresarial en Valencia, trasladamos a cifras esos datos e hipótesis.
  • Consiguiente unos presupuestos variables, en función de diversos parámetros definidos, que se tienen que vigilar periódicamente y adaptar a las circunstancias cambiantes.

Análisis de costes

 

 

 

  • Tanto de los costes de fabricación, de administración, financieros o de ventas.
  • Intentando reducir aquellos que se encuentren sobredimensionados y en todo caso adaptarlos a las necesidades o presupuestos efectuados.

Planes de viabilidad

 

 

  • ¿Es factible económicamente la propia empresa o un proyecto de la misma?
  • Mediante los datos económicos que la empresa posee, a través de estudios de mercado o de costes que se pueden realizar, podemos definir las magnitudes básicas.
  • Esas magnitudes las someteremos a diferentes hipótesis.
  • Los resultados nos darán un plan de viabilidad, que permitirá saber el camino a seguir y si ese nos llevará al lugar deseado.

Planes de empresa

 

 

  • El plan de empresa tiene muchas similitudes con el plan de viabilidad, aunque normalmente es de mayor extensión que el primero.
  • Sienta las bases generales de actuación de la misma y traslada a números y a actuaciones los resultados de los análisis.
  • En ambos casos, la empresa, el personal de la misma, tiene que colaborar estrechamente con el asesor empresarial para que el resultado sea el óptimo.

Análisis de áreas externalizables en la empresa

 

 

 

  • Se deben subcontratar ciertas fases del proceso productivo.
  • Es conveniente comprar la materia prima o ya semielaborada.
  • El personal de ventas debe ser interno o externo.
  • Son preguntas muy importantes que se deben contestar y sobre todo razonar el por qué.
  • Aquí, una vez más, podemos trabajar con la empresa.

Análisis de rentabilidad por secciones

 

 

  • Esta área es complementaria de la anterior. Debemos saber el rendimiento por áreas, por proyectos, por secciones. Y ese análisis requiere una visión analítica de la contabilidad y resto de datos de la empresa.
  • Nos servirá para saber lo que hacemos mal, lo que hacemos bien, y por dónde debemos mejorar.

Determinación de áreas de crecimiento

 

 

  • ¿En qué mercado debemos centrarnos, destinar los esfuerzos?
  • ¿En qué productos?
  • ¿Hacia qué países?

Evidentemente, una respuesta adecuada a las preguntas anteriormente formuladas nos abre la puertas a ser cada día mejores, a lograr nuestros objetivos económicos.